Que es la Eternidad Pasada | Preguntas Difíciles, Respuestas de la Biblia | Vida Abundante Iglesia Cristiana

¿Qué es la eternidad pasada?

Frases como: «El propósito de Dios desde la Eternidad Pasada», «El hombre existe desde la eternidad pasada», «La primera Eternidad» han hecho que recibamos de forma anónima la siguiente pregunta: ¿Cuál es el concepto de eternidad pasada? Aquí la respuesta:

La concepción de eternidad pasada ha sido motivo de profundo análisis de la Filosofía y la Teología, y cae dentro del concepto genérico de eternidad. Eso ha provocado qué autores, como Óscar Cullmann en su obra Cristo y el tiempo, divida la eternidad en 3 grandes períodos:

  1. La precreación, Génesis 1:1 en relación a Juan 1:1, Isaías 45:18
  2. La vida en esta tierra o mundo, Mateo 5:18 y
  3. La postescatología, Apocalipsis 22:5. En donde el primer periodo no tiene inicio y el último no tiene fin lo único que podemos circunscribir en el tiempo es desde la creación y hasta los nuevos cielos y nueva tierra.
Oscar Cullmann y su libro Cristo y el Tiempo |
Oscar Cullmann y su libro «Cristo y el Tiempo»

Se desprende de los pasajes citados en el párrafo anterior que Dios hizo la tierra de la nada ex-nihilo, que la tierra y los cielos creados pasarán y que después de los eventos futuros, viviremos, reinaremos por los siglos de los siglos.

Todo eso nos habla de la eternidad general, y este concepto sólo puede estar vinculado con Dios y fuera de Dios es incomprensible, pues El es principio y fin, el alfa y la omega. Apocalipsis 1:8, en el entendido de que Jesucristo usa estas expresiones, no para mostrarnos que tiene inicio y fin, sino justamente para mostrarnos que Él es eterno.

No podemos dejar de mencionar que una importante parte de la Filosofía ha reconocido la eternidad, al estilo de por ejemplo Parmenides, que concretó las ideas de algunos filósofos griegos, al decir únicamente lo inmutable y permanente es real, lo demás es ilusorio.

Ahora bien, con estas ideas generales, echemos un vistaso a la eternidad pasada, ¿Cómo comienza todo? (si es que comenzó). Nuestra mente finita únicamente puede concebir el comienzo a partir de la creación, pero no podemos alcanzar a comprender que había antes de la creación, y aún antes; la respuesta sería nada, pero no podemos sustraernos del concepto nada, porque el solo pensar en la nada, ya es algo. Pero Dios ya era, cuando dijo en Éxodo y se presentó a Moisés diciendo: Yo soy el que soy. Él nunca ha dejado de ser, ni en el pasado, ni ahora, ni en la eternidad futura. Éxodo 3:14

La palabra hebrea ‘olam’, utilizada en el Antiguo Testamento, de la raíz ‘alam’, se refiere al tiempo pasado remoto, inmemorial, Jeremías 6:16; 18:15, Salmos 24:7, Ezequiel 26:20. En todos estos textos encontramos la palabra ‘olam’, refiriéndose a una realidad del tiempo pasado, como concepto de duración indefinida de perpetuo.

Dios pertenece a esa eternidad pasada, presente y futura, o mejor dicho la eternidad le pertenece porque Él es atemporal. Génesis 21:33, Isaías 40:28, 44:6 y Daniel 12:7

Una afirmación contundente en el Antiguo Testamento acerca de la eternidad pasada lo es el Salmo 90:2 que dice:

«Antes que naciesen los montes y formases la tierra y el mundo, desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios.»

Y podríamos citar muchos otros pasajes, pero aún en el Nuevo Testamento encontramos evidencias de la existencia eterna de Dios y de su Hijo Jesucrito.

Las palabras ‘aion’ (sustantivo), y ‘aidios’ (adjetivo), son la traducción del hebreo ‘olam’, por lo que su significado y uso en el Nuevo Testamento es parecido por lo que así puede ser interpretado en casi todos los sentidos del término hebreo. Hebreos 1:8; Judas 25.

Y más enfáticamente la Biblia se refiere a una eternidad pasada (con todo lo que ello signifique) en Efesios 1:3-4 que dice:

«Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos bendijo con toda bendición espiritual en los lugares celestiales en Cristo, según nos escogió en él antes de la fundación del mundo, para que fuésemos santos y sin mancha delante de él.»

En relación con Romanos 16:25 que se refiere al tiempo pasado ilimitado:

«Quien nos salvó y llamó con llamamiento santo, no conforme a nuestras obras, sino según el propósito suyo y la gracia que nos fue dada en Cristo Jesús antes de los tiempos de los siglos.» – 2 Timoteo 1:9

«En la esperanza de la vida eterna, la cual Dios, que no miente, prometió desde antes del principio de los siglos.» – Tito 1:2

Así que no hay duda de que la eternidad, la simple eternidad, existe sin tiempo, sin temporalidad, sin medida, porque la eternidad no admitiria divisiones como lo hace Cullmann. Pero entendemos que es para comprensión humana, Eclesiastés 3:11. Pues es evidente que no existirían eternidades pasada, ni presente, ni futura pues no hay, desde, ni hasta; pues eso sería contrario al concepto eternidad.

«Mas la misericordia de Jehová es desde la eternidad y hasta la eternidad sobre los que le temen, y su justicia sobre los hijos de los hijos.» – Salmo 103:17


Luis Monsalvo
Luis Monsalvo

PASTOR


HAZ TU PREGUNTA AQUÍ

Participa y realiza aquí tu pregunta. Todas le llegarán al Pastor Luis Monsalvo quien elegirá e irá dando la Respuesta de la Biblia cada lunes.

¡Así que participa y pregúntale!



PODRÍAN INTERESARTE ESTAS OTRAS
PREGUNTAS DIFÍCILES:
(Desliza para verlas)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.